23/08/2016

9 guerras entre hermanos que sacudieron al rock

Si entre ellos se pelean...

Cecilia Salas

"Los hermanos sean unidos, porque esa es la ley primera / Tengan unión verdadera en cualquier tiempo que sea / Porque si entre ellos se pelean, los devoran los de afuera". Al momento de escribir El gaucho Martín Fierro en 1872, José Hernández no estaba en condiciones de contemplar lo que el amor fraternal (o la falta de él) pueden generar en la dinámica de un grupo de rock. Gran parte de los grupos que han tenido hermanos en su formación han sobrepasado tormentas sin mayores inconvenientes, pero en la gran mayoría de los casos la unión terminó por ser más que explosiva.

Hace unos pocos días, el baterista Eugenio Cerezo anunció su retiro del grupo Pier mediante una carta abierta dirigida a sus hermanos, el cantante Ramiro y el guitarrista Agustín, a quienes acusó públicamente de traidores. Como no es la primera vez que ocurre algo así y mucho menos será la última, decidimos recordar otros casos con bandas integradas por hijos de mismos padre y madre que hicieron de todo menos llevarse bien.

9. The Kinks

Ray y Dave Davies siempre mantuvieron una relación tirante, tanto arriba como debajo del escenario. The Kinks, el grupo que supieron timonear, sufrió las asperezas de dos hermanos que se desafiaban constantemente con artillería de distinto calibre, hasta que las cosas llegaron a un fin en 1996. Desde entonces, cada uno se encargó por su lado de anunciar que un regreso del grupo era imposible dadas sus diferencias irreconciliables, pero como nunca hay que decir nunca, ambos hermanos volvieron a pisar juntos un escenario de manera sorpresiva en diciembre del año pasado. Ojalá se hayan amigado.

8. Oasis

La unión hace la fuerza. Noel Gallagher habrá sido el motor compositivo de la banda de Manchester, pero difícilmente hubiera alcanzado todo lo que logró si su errático hermano menor Liam no hubiese estado parado frente al micrófono. Durante años, sus peleas se volvieron costumbre para sus fans y la prensa, pero todo llegó a un fin en 2009, en los camarines de un festival en París que terminó con instrumentos rotos y frutas volando por el aire (!). A la fecha, ambos niegan cualquier posibilidad remota de que Oasis vuelva a reunirse, y Noel define a su hermano como "una persona con un tenedor en un mundo de sopa". Con hermanos así...

7. AC/DC

Por cada vitoreo recibido por Angus Young, hay una misma cuota merecida (y no siempre reconocida) por su hermano Malcolm. Mientras un hermano se lucía al frente de las seis cuerdas en plan guitar hero, el otro se encargaba de construir una pared maciza e inquebrantable que se convirtió en el sello distintivo del grupo australiano. O al menos así fueron las cosas hasta que a Malcolm le diagnosticaron demencia en 2014, y lo reemplazaron rápidamente con su sobrino Stevie, que ya había ocupado la silla en 1988 mientras el tío combatía problemas relacionados al alcoholismo. El show debe continuar.

6. The Beach Boys

Nadie se atrevería a discutir el genio creativo de Brian Wilson, ni siquiera sus hermanos Carl y Dennis, sus compañeros de aventuras en la banda californiana. Sin embargo, ninguno de los dos puso mayores reparos cuando el cantante Mike Love (primo de los Wilson) pujó para desterrar a Brian por los problemas mentales derivados de sus adicciones. Pero como no todo son finales tristes, Carl fue una de las personas que rescató legalmente a Brian de las garras del psicólogo Eugene Landy, que dominó su carrera artística (y por ende su devenir económico) en los 80.

5. Kings of Leon

Tres hermanos (Caleb, Nathan y Jared) en yunta con su primo Matthew. Si bien la dinámica interna del grupo de Nashville siempre fue picante, el conflicto siempre estuvo ligado a las diferencias creativas (y de las otras) entre el cantante Caleb y el baterista Nathan. En una de esas agarradas, el batero terminó rompiéndole un brazo a su hermano vocalista. Pero como de toda crisis nace una oportunidad, Caleb usó las escasas limitaciones que le permitía su yeso para componer uno de los mayores hits del grupo, "Sex on Fire". ¡Oportuncrisis!

4. The Jesus & Mary Chain

Jim y William Reid convirtieron la mala vibra imperante en su relación en el motor creativo de su propia banda. Durante sus primeros años de vida, los shows de The Jesus & Mary Chain se caracterizaron por ser caóticos, impredecibles y por tener siempre el mismo desenlace: un final abrupto con la propia banda destrozando el escenario a poco de haber empezado a tocar. El chiste se agotó en 1999, cuando Jim y William firmaron el fin de la banda y dejaron de verse. Y así siguieron hasta que, en 2005, su hermana Linda los convocó para ser parte de su debut solista bajo el alias Sister Vanilla. En 2007 volvieron a tocar juntos y en eso siguen desde entonces, pero nunca se sabe cuándo puede volver a volar todo por los aires.

3. The Black Crowes

Durante años, Chris y Rich Robinson mantuvieron los tironeos de su relación bajo cierto control  y hasta con un poco de humor ácido, como cuando se embarcaron en el Tour of Brotherly Love (la gira del amor fraternal) con Oasis y Spacehog. Después de algunos impasses, los Crowes confirmaron su separación en 2013, con una carta abierta de Rich acusando a Chris de tirano: "Amo a mi hermano y respeto su talento, pero su pedido actual de que tengo que resignar mi porción de la banda, o que nuestro baterista por 28 años debe abandonar el 100% de su parte y ser un músico asalariado, es algo que no estoy dispuesto a hacer". Chris no tardó en esquivar las balas de manera poco poética: "Nunca tuvimos mucha relación. Quiero decir, escribís algunas canciones y ese disco vende 6 millones de copias, y se supone que tenés que seguir. Recién ahí están la familia, la responsabilidad y cosas así".

2. Creedence Clearwater Revival

John y Tom Fogerty ingresaron a la par a lo que terminó siendo Creedence, pero de a poco el menor de los hermanos empezó a tomar las riendas. No sólo era mejor guitarrista, sino también el principal compositor y, por ende, quien debía tomar todas las decisiones referidas al futuro del proyecto. El hilo se terminó por cortar en 1971, cuando Tom sintió que este escenario lo convertía en un empleado más y abandonó el grupo. Si bien mantuvo una relación cordial con sus otros ex compañeros (el baterista Doug Clifford y el bajista Stu Cook), tuvieron que pasar nueve años para que volviera a compartir un show con su hermano... en su propio casamiento.

1. Pier

Después de más de dos décadas de tocar juntos, Ramiro y Agustín Cerezo decidieron hacer el sacrificio de dejar a su hermano afuera. En un posteo en Facebook, Eugenio, baterista del grupo, acusó a sus hermanos de estar ensayando con otra persona tras los parches a sus espaldas, para luego confirmar su retirada con una cita a Emiliano Zapata ("Prefiero morir de pie que vivir arrodillado"). Sus ex compañeros, en tanto, optaron por una publicación más sobria referida a "una situación muy triste para todos".