08/07/2018

The Cure celebró sus 40 años con un show al aire libre en Londres

Para Robert Smith, dark es dark.

Ayer, The Cure celebró sus primeras cuatro décadas de vida con un show masivo al aire libre. La banda liderada por Robert Smith se presentó en el Hyde Park de Londres con un espectáculo titulado “1978-2018”, que hizo un repaso extensivo por gran parte de su discografía, con el eje puesto en The Head on the Door y Disintegration, publicados en 1985 y 1989, respectivamente.
El show de The Cure fue en el marco de BST, un festival que se realiza durante dos fines de semana consecutivos en el parque londinense, y cuyos otros headliners de esta edición son Roger Waters, Eric Clapton, Michael Bublé, Bruno Mars y Paul Simon. El criterio del BST es que cada artista principal complete la grilla de su propia fecha, y así fue como Smith y compañía invitaron a Ride, Interpol, Editors, Goldfrapp y Slowdive a sumarse a su cartel.
Aunque en realidad esta iba a ser su única fecha en vivo para 2018, The Cure no pudo resistir la tentación de subirse a un escenario hace algunas semanas, cuando su cantante fue el responsable de la curaduría de otro festival, el Meltdown, con una selección que incluyó a Mogwai, Nine Inch Nails, Deftones, The Libertines, Manic Street Preachers, Placebo y My Bloody Valentine, entre varias otras luminarias.
En esa ocasión, la banda dark planteó un show de 28 canciones repartido en dos sets de 14 temas (una por cada disco), uno en orden cronológico, y el siguiente al inverso. El show incluyó además a modo de bisagra entre ambos bloques dos temas inéditos, “Step into the Light” e “It Can Never Be the Same”, que The Cure ya tocó en algunas ocasiones en los últimos años, y que hacen ilusionar a sus fans con la aparición de su decimocuarto disco de estudio en algún momento.