12/05/2020

Movistar Fri Music revivió los shows de Ciro y los Persas, Cazzu, Divididos y Tini

Pogo en el sillón.

El fin de semana pasado, los fanáticos de Tini, Ciro y los Persas, Cazzu y Divididos volvieron a disfrutar del paso de sus artistas favoritos en el Movistar Fri Music gracias a una transmisión especial que siguieron a través de las redes sociales de Movistar Argentina y las plataformas Movistar Play y Movistar TV.

El streaming fue, además, la oportunidad para obtener donaciones y acompañar el trabajo de Unicef, que brinda alimentación, educación y salud a los chicos y chicas más vulnerables de la Argentina, que hoy sufren los efectos del coronavirus Covid-19. Los aportes se recibieron en este sitio web, que aún está disponible para quienes deseen sumar su granito de arena.

Así, entre jueves y domingo, dos millones de espectadores siguieron el Movistar Fri Music desde el living de sus casas, sumándose a los 300 mil personas que vieron los shows en vivo. Así, Movistar se suma al desafío de agregar valor a esta fase de cuarentena, conectándose con sus clientes mediante acciones integrales donde las canciones y la tecnología conviven.

Jueves: Tini

“Siento una emoción muy grande por estar compartiendo con ustedes esta noche. Gracias a Movistar por elegirme para inaugurar este lugar que ya es mítico; tal vez en unos años pueda contarle a mis hijos que yo lo inauguré”, dijo Tini Stoessel durante el show, que hizo las veces de gala inauguración del estadio ubicado en el barrio porteño de Villa Crespo.

En medio de la presentación de “Quiero volver”, el tema que da nombre a su segundo álbum de estudio, Tini presentó a dos invitados: Karina la Princesita, con quien cantó “Corazón mentiroso”, y Luis Fonsi, que interpretó junto a ella “Échame la culpa” y “No me doy por vencido”, de su autoría.

Viernes: Ciro y los Persas

La transmisión del viernes tuvo como presentador a Bebe Contepomi, quien abrió el streaming con una entrevista vía Skype en la que Ciro describió cómo pasa sus días de cuarentena en su casa y recordó momentos de aquel recital a espaldas del mar en enero de 2019.

En aquella fecha, y sin caer en la complacencia, el cantante de El Palomar supo darle al público lo que quiere: más allá de las constantes interacciones con la audiencia, la presencia de clásicos piojosos como “Ruleta”, “Canción de cuna” y “Como Ali” dieron forma a un repaso de su pasado al frente de Los Piojos que tuvo su punto cúlmine en “Fijate” y “Tan solo”, interpretadas junto a Micky Rodríguez. A la hora del cierre, un medley de “El farolito”, “El balneario de los doctores crotos” y “Muévelo” convivió con “Astros” y “Cruel”, una señal de que, en la carrera de Ciro, pasado y presente pueden convivir sin tener que pedirse explicaciones ni permisos.

Sábado: Cazzu

Dtoke, amigo de Cazzu, fue el host de la tercera jornada del Movistar Fri Music En Casa. “Hola, ¿cómo la están pasando? ¿está todo bien?”, dijo la jujeña al iniciar aquel show en Pinamar, convirtiendo con un simple gesto un evento multitudinario en un encuentro entre amigos. A lo largo de su presentación (con canciones como “Rally”, “Toda” e “Imaginate”) impulsó a que los hombres canten letras escritas por mujeres; en “Ay papi”, en cambio, la consigna fue sencilla: el que la sabía tenía que cantarla y, el que no, perrearla.

Tras temas como “Fuegx” -con micrófono y pie decorados con peluche de colores-, el remix de “Mi cubana” -junto a Ecko como invitado- y “Tumbando el club”, el hit “Chapiadora” funcionó como cierre de la fecha. La joven agradeció al público por la energía y se fue a su camarín, seguida por su séquito de bailarinas tuneadas como esqueletos; los fans que vivieron el recital en vivo, al igual que quienes luego lo siguieron por streaming, se quedaron firmes hasta el final de la noche.

Domingo: Divididos

El cierre del festival estuvo a cargo de la Aplanadora del Rock, reviviendo el show realizado este verano en Mar del Plata de la mano de invitados especiales como el mítico Rubén Rada. En este caso, fue Mikki Lusardi llevó adelante la transmisión, recordando en primera persona detalles de la prueba de sonido (realizada el día anterior al recital) y muchas anécdotas de la fecha.

Durante una suerte de bloque acústico de la noche, que pasó de la delicadeza de los armónicos de Diego Arnedo en “Vientito del Tucumán”, hasta “Par mil” y “Spaghetti del rock”, apareció “Guanuqueando”, junto al grupo Tres Mundos. En otro pasaje, durante “Amapola del 66”, sorpresivamente emergieron las estrofas de “Plegaria para un niño dormido”, de Luis Alberto Spinetta. En solitario, guitarra en mano y bañado en luces azules, Mollo soltó al viento: “Feliz cumpleaños Luisito Alberto. Donde quieras que estés, te esperamos”.