25/11/2019

Robbie Williams quiere pelear en un ring con Liam Gallagher

Los muchachos se entretienen.

Gentileza
Robbie Williams

Para Robbie Williams los asuntos pendientes no tienen fecha de vencimiento. El cantante británico aseguró que se puso en contacto con el promotor de boxeo Eddie Hearn para organizar una pelea con su eterno enemigo Liam Gallagher. El conflicto entre ambos lleva más de dos décadas y para el autor de "Angels" la manera de solucionarlo es a los golpes. De esta manera, el ex Take That se suma a Pete Doherty en la lista de músicos ingleses que quiere arreglar las cosas a puño limpio con el bocón de Manchester.

En octubre, Williams le dijo a la revista británica GQ que quería pelear con Gallagher para solucionar el asunto de una vez por todas. Ahora prefirió ir un poco más allá y contactó a un promotor profesional como para dejar en claro que su interés es genuino. "Estuve boxeando, me encanta, y si hay alguien con quien quisiera boxear es con Liam Gallagher", dijo el cantante en The Jonathan Ross Show. Robbie Williams aseguró que, si bien Hearn se sumó a su proyecto, la pelea deberá esperar ya que el exvocalista de Oasis no respondió a la invitación.

Irónicamente, la relación entre ambos comenzó de manera opuesta. En 1995, mientras Oasis comenzaba su camino al estrellato y Williams se alejaba lentamente de la boy band Take That, ambos cantantes no tardaron en hacerse amigos, al punto de compartir escenarios y hasta partidos de fútbol a beneficio.  Sin embargo, todo cambió cuando Noel Gallagher se refirió a Williams como "el bailarín gordo de Take That"; desde entonces, su hermano cambió su actitud de manera radical sin mediar explicación alguna. En 2000, cuando subió a recibir un premio en los Brit Awards, Robbie Wiliams tiró la primera piedra: "¿Alguien querría verme pelear con Liam? Liam, 100 mil libras de tu dinero, 100 mil de las mías. Subimos al ring y hacemos la pelea. ¿Lo vas a hacer o te vas a escapar, cagón de mierda?".

A pesar de todo el conflicto, Williams asegura que admira a Gallagher porque "es la voz de una generación, el último de una raza en extinción, y las estrellas pop son muy aburridas en estos días". Luego agregó: "Pero igual quiero pelear con él. Para mí representa a un bully escolar y quisiera derribar a ese matón".