22/01/2019

Duki habló sobre las denuncias tras su show en Pueblo Límite

"Es una mierda, guacho, tienen mierda en la cabeza".

Captura de video
Pueblo Límite

En la trasnoche del lunes, y después de presentarse en el festival de Jesús María, Duki habló en una transmisión en vivo por Instagram para relatar su experiencia en el show del jueves en Pueblo Límite, en Villa Gesell, que fue suspendido por exceso de capacidad y en donde luego se conoció un hecho de violación en el sector VIP del boliche.

“Nosotros no sabemos muchas veces las condiciones de donde vamos a tocar, vamos y tocamos. Se supone, en sí, que el boliche ya sabe cuál es la capacidad de gente, y tiene la seguridad necesaria”, explicó el trapero en el inicio de su relato.

“Empezó el show, tocamos un par de temas. En el tercero o cuarto tema, ‘Xanax’, la gente empieza a saltar, hay una especie de avalancha enorme. Desquiciados. Mucha gente se lastimó, hay videos de la avalancha. En esa misma se fracturaron dos personas y hubo como cincuenta heridos. Seguimos con el show, pedimos más seguridad”, agregó.

“Nosotros cumplimos un contrato: en el contrato nosotros firmamos que vamos a cumplir con un show que tiene tanta duración y ciertas condiciones, lo que quiere decir que si yo en un momento me bajo del show a mi me pueden hacer un juicio, me hacen una causa, me llevan al juzgado, les tengo que pagar plata, me pueden dejar en cana, cualquier cosa”, aclaró.

“Pedimos más seguridad, pusieron un par de seguridades más, el show continuó un par de temas más, hasta que en un momento nos dicen que nos tenemos que bajar, que la municipalidad pidió que cancelemos el show porque había exceso de personas y se había lastimado gente, y nos bajamos”.

“Bajamos, vamos al camarín, estamos una hora sentados ahí, nadie nos dice nada. Nos dejaron encerraditos en un cuartito a todos. Nosotros sin saber qué estaba pasando. Mandan a alguien, porque así son, mandaron a alguien a avisarnos: lamentablemente una chica sufrió un abuso en el medio del show”, agregó, para luego romper en llanto. “Nada, loco, es una mierda, guacho, tienen mierda en la cabeza, hermano”.

“Fueron a un boliche a pasarla bien, a bailar. ¿Qué tienen en la cabeza? ¿Cómo no había un seguridad en el baño? Hay terceros que permiten esto también, es así. Nadie lo tiene que permitir”, subrayó. “Se nos cancelaron fechas en la Costa por esto. Pero hay que concientizar, no pueden seguir pasando estas cosas. A veces hay un tercero que las permite. En ese mismo boliche estaba mi hermana menor, ¿qué hacía yo si le pasaba a mi hermana? Me moría”.

Según le relató la fiscal del caso, Verónica Zamboni, a Clarín, “la víctima ingresó con sus amigos a las 2.30 y entre las 3 y las 4 se registró el hecho. Fue al comienzo del recital. Ella se dirigió hasta el baño de mujeres. Este sujeto la siguió y se metió con ella. La llevó por la fuerza hasta el último cubículo. Ahí le propinó golpes de puño y la violó”. Aún no hay detenidos por la causa.

La denuncia se conoció horas después de que las avalanchas llevaran a la cancelación del recital. “La cantidad de gente comenzó a desbordar la capacidad del espacio al aire libre dentro del boliche, cuando la presión de la gente generó tal presión que muchas de las personas que estaban dentro del predio sufrieron aplastamiento y principio de asfixia”, publicó el medio local El Fundador.

Pueblo Límite hizo referencia a los hechos recién después de que el caso tomara estado público por la nota de Clarín. “Hemos mantenido un prudente silencio con la finalidad de no entorpecer la investigación en curso y preservar a la víctima”, publicaron en Instagram, a la vez que indicaron que “ante el comportamiento de algunos concurrentes y advirtiendo que se ponía en peligro [su] integridad física (…) se procedió a cortar el audio de los equipos y suspender el recital”.