15/03/2017

Pedro Aznar reeditará su discografía solista en vinilo

Un box set para guardar todas las fotos de Tokyo.

Gentileza

A menos de un año de Contraluz, su último álbum de estudio, Pedro Aznar se embarcó en una tarea de dimensiones considerables: editar un box set con toda su discografía en vinilo. Para la tarea, el ex Serú Girán convocó al ingeniero de mastering Andrés Mayo, conocido por su trabajo junto a Luis Alberto Spinetta, Gustavo Cerati, Javier Malosetti y Lisandro Aristimuño en un largo etcétera. “Hace siete u ocho meses que Pedro se me acercó con la idea, y ahora estamos abocados a esto”, explica Mayo. Aunque a priori el proyecto parece una odisea, la obsesión con la que Aznar cuidó su propia obra facilitó bastante el proceso de restauración. “Pedro es un caso único en esta industria porque conserva los masters de todo lo que hizo. Salvo por diferencias lógicas de tecnología de las cosas que están hechas hace más de veinte años y suenan diferente, los masters fueron muy bien cuidados”, dice sobre el trabajo emprendido, que comprenderá 17 álbumes, entre discos de estudio y en vivo.

El gran desafío que proyecta la realización de esta caja -que aún no tiene nombre, pero que vería la luz entre mayo y junio- es cómo replicar en vinilo los álbumes que no llegaron a ser editados en ese formato. “Hay que rehacer el máster con otro concepto. Se parte de las mezclas y no del master del cd para retrabajar el audio y que se adapte al formato del vinilo. Tienen que sonar más cálidos y con menos compresión, y por tanto con menos volumen. En general, la proporción de graves es un poco mayor que en el cd, es menos estridente”, detalla Mayo. Como consecuencia de esta traducción de un formato físico a otro, aparece en escena un nuevo factor determinante: la duración de cada álbum. “Importa mucho la duración de los temas y la longitud sumada de todos ellos para que entren bien en un lado del disco. Hay muchos casos en los que un CD se va a traducir en dos, tres y hasta cuatro vinilos”, agrega.

Al ser un proyecto encarado por Aznar de modo autogestionado y sin el respaldo de un sello discográfico, los tiempos que se manejan para su publicación todavía no son definitivos. “Esto lo hace Pedro de manera independiente. Es un aventurero, porque esto no lo hace ni una compañía y él lo hace por su cuenta”, detalla Mayo. La caja, que saldrá en una edición limitada con cantidad a definir (entre 500 y 1000 copias), tendrá a su vez una hermana menor en otro formato. “La intención es replicar todo esto en mayo, pero no sé si vamos a llegar, porque se va a hacer también en CD antes. Eso va a llevar un poco menos de trabajo, porque sólo hay que empatar el audio de todos los discos a través de las épocas y se parte sobre los másters y no de las mezclas. Va a ser una colección muy importante, con gran diseño gráfico”, remata.