23/11/2015

Foo Fighters regala un EP dedicado a las víctimas de París

"Saint Cecilia" marca el final de la gira mundial de Dave Grohl y compañía.

Foo Fighters

Foo Fighters lanzó anoche el EP Saint Cecilia, que puede descargarse o escucharse gratuitamente. El trabajo lleva el nombre de la santa patrona de la música, cuya festividad fue celebrada ayer domingo por la iglesia católica,  y contiene cinco canciones: la que le da nombre, "Sean", "Savior Breath", "Iron Rooster" y The Neverending Sigh". El EP fue lanzado en coincidencia con el final de la gira mundial de la banda, en medio de la cual Dave Grohl se quebró una pierna, y en la página de descarga hay un link para donar dinero para las víctimas de los atentados en París del 13 de noviembre. Allí también puede comprarse en preventa la edición en vinilo.

En las últimas semanas, la banda había adelantado en su web la inminencia de una noticia, lo que desató especulaciones de todo tipo. La novedad, finalmente, es este EP que, según explicó Grohl en una carta, tomó un tono diferente después de los ataques terroristas. "El EP Saint Cecilia comenzó en octubre de este año como una celebración de la vida y la música", escribió el cantante, guitarrista y baterista. "El concepto era que, como nuestra gira mundial termina esta semana, queríamos compartir nuestro amor con ustedes como devolución de todo lo que nos han dado".

"Ahora hay una nueva y esperanzadora intención: que, incluso del modo más pequeño, quizás estas canciones puedan llevar un poco de luz a este mundo a veces oscuro", continuó el líder de Foo Fighters. "Que nos recuerden que la música es vida, y que la esperanza y la sanación van de la mano de las canciones. Eso nunca pueden sacárnoslo. A todos aquellos afectados por las atrocidades en París, a sus personas amadas y amigos: nuestros corazones están con ustedes y con sus familias. Vamos a volver, y a celebrar la vida y el amor otra vez con nuestra música. Como se debe".

En la carta, Grohl también explicó los motivos que lo llevaron a registrar el EP en un hotel de Austin, Texas, llamado precisamente Saint Cecilia. "Mientras nuestra van estacionaba tarde el 30 de septiembre de 2015, me asaltó una idea impulsivamente: grabar algunas canciones en nuestros días libres como un 'gracias' al mundo por los últimos dos años. Aunque hay un estudio de alta gama justo al otro lado del cerco (Arlyn Studios, búsquenlo), Jenny, la encargada del hotel, nos ofreció grabarlo ahí. Una oferta muy generosa pero poco realista".

"Sin embargo, después de darle vueltas en mi cabeza, ¡tenía mucho sentido! ¿Regresar a la ciudad donde nació todo el concepto de Sonic Highways, juntarnos por última vez en una habitación que nunca fue pensada para ser un estudio a la Sonic Highways y hacer música? ¿Suerte? ¿Destino? Estaba demasiado cansado para tratar de entenderlo, así que me dormí, me desperté al día siguiente y empecé a hacer unos llamados..."