04/02/2016

7 consejos para ir al Cosquín Rock

Silencio aporta su sabiduría para el bien de la comunidad.

Cosquín Rock

Cada febrero, desde hace más de una década, se repite un ritual único. No se trata de la llegada de la marea roja a la Costa Atlántica, sino de la peregrinación de decenas de miles de personas hacia el aeródromo de la pequeña localidad cordobesa de Santa María de Punilla. Habitués y recién llegados a la experiencia Cosquín Rock, atención: estas recomendaciones les serán más que útiles.

Aprenderse la grilla del festival.

Si el mismísimo José Palazzo no pudo decir de memoria todos los shows que forman parte del Cosquín, qué queda para nosotros. Hay dos soluciones posibles: el clásico programa en papel, que puede imprimirse desde este link, o la app disponible para Android o iPhone.

Organizarse de antemano.

Oiga, compañero: viajar hasta Santa María de Punilla para "ver qué onda" con la entrada y el alojamiento le generará un sufrimiento innecesario. Mejor entrar a la web oficial del Cosquín, comprar el ticket de mentas, reservar hoteles o campings en la zona, y aprenderse los consejos para ir y volver del predio como un lugareño.

Estar atento a los detalles.

Quienes tuvieron la oportunidad de presenciar el breve reencuentro de Sumo en el Quilmes Rock 2007 pueden dar cuenta de la importancia de estar atentos a cada detalle de las grillas de los festivales. ¿Hay bandas que presentarán su disco en Punilla, como Bersuit? Allí habrá que estar, entonces. ¿Almafuerte y Malón tocarán el mismo día, haciendo ilusionar a todo metalero de ley con una posible reunión de Hermética? A cruzar los dedos y quedarse firmes hasta entrada la madrugada.

Salir a buscar música nueva.

No todo es Ciro y NTVG en la vida: el festival serrano tiene cinco espacios simultáneos con bandas muy diversas. Uno de ellos es el Escenario Alternativo, que presentará artistas emergentes (y no tanto) como Sambara, Parteplaneta o Marilina Bertoldi. En la lista de Spotify que está sobre estas líneas seleccionamos algunos de sus mejores temas para ir calentando el oído.

Abrirse a nuevas experiencias.

Entre la multitud de opciones que ofrece el Cosquín durante el fin de semana largo hay un puñado de propuestas que buscan unir a la música con las artes escénicas. Se puede elegir entre las sesiones íntimas de Catupecu Machu (todos los días a las 19:10 en el Espacio Geiser), la apuesta por el teatro de inmersión de Pabellón Tornú (sábado a las 20:30 en el hospital Santa María de Punilla, a metros del predio) y las actuaciones de Fuerzabruta (sábado a las 20: 20, domingo a las 19:20 y lunes a las 20:05).

Ayudar a los demás.

#YoMeComprometo es el nombre de la acción que impulsa Red Solidaria junto a la organización del festival y un grupo de ONGs, con el objetivo de que los asistentes al Cosquín Rock eviten manejar si tomaron alcohol, cuiden los bosques cordobeses y difundan fotos de personas perdidas, entre otras buenas obras. No lo decimos nosotros: lo pide Juan Carr, el ser humano más bueno del planeta.

No menospreciar a la lluvia.

Siempre llueve durante el Cosquín. Siempre, aunque sea un solo día. Por más que parezca innecesario, es mejor guardar una campera adentro de la mochila.