07/03/2017

6 claves sobre la pelea entre Litto Nebbia y Sony Music

De La Perla del Once a Tribunales.

Melopea Discos / Gentileza

Ayer nomás. La última vez que los álbumes de Los Gatos llegaron a las bateas de las disquerías argentinas fue en 1992. Salvo por una reedición que se vendió junto con el diario Página/12 y una serie de "grandes éxitos", la discografía de una de las bandas fundacionales del rock local se convirtió en un incunable. En una entrevista de 2016 con La Izquierda Diario, Litto Nebbia había dejado en claro su malestar por la situación. "El año que viene se cumplen 50 años del primer disco y de 'La balsa'. Debemos tener un poco de paciencia, esperar algo milagroso y a la vez esperar un acto de justicia que espero suceda".

Déjame buscar felicidad. A principios de febrero, Nebbia decidió actuar por su cuenta: reeditó a través de su propio sello, Melopea, el primer disco de Los Gatos como puntapié inicial para la publicación de los seis que la banda grabó entre 1967 y 1970. Al mismo tiempo, le envió una carta documento a Sony Music (continuadora de RCA Victor, la discográfica con la que había firmado contrato en aquel momento) advirtiéndoles que quedaban "impedidos de publicar el material señalado", considerando que "por su propia desidia, desinterés y dejadez ya no les pertenece". "Estoy cansado de que perjudiquen mis derechos autorales y artísticos, ya que me he visto sometido -como tantos otros músicos- a la arbitrariedad y maltrato por parte de las compañías discográficas que utilizan la proscripción y la falta de publicación de la obra como una forma de castigo", agregó.

CARTA DOCUMENTO DE LITTO NEBBIA A SONY MUSIC ENTERTAINMENT ARGENTINA. “Desde 1967 hasta 1970 fueron grabados y...

Posted by Litto Nebbia Página Oficial on lunes, 13 de febrero de 2017

Cuando llegue el año 2000. El lunes, Nebbia publicó en su página de Facebook la respuesta recibida, en la que el sello rechaza "todas y cada una de las afirmaciones e improcedentes intimaciones que allí se exponen por no ajustarse a la realidad". "Usted es autor, intérprete o co-intérprete, pero no es el productor fonográfico ni es el titular de la propiedad intelectual sobre los fonogramas que pretende comercializar como si fueran suyos (y, definitivamente, no lo son)", reza el texto firmado por el apoderado de la empresa, que concluye indicando que "han sido iniciadas las acciones legales correspondientes en defensa de los derechos de Sony Music Entertainment Argentina".

SORPRESA !!! MIREN QUE INCREÍBLE LO QUE HA CONTESTADO SONY ARGENTINA.....

Posted by Litto Nebbia Página Oficial on lunes, 6 de marzo de 2017

Dónde está esa promesa. "El material nos pertenece. Se cumple medio siglo de haberlo registrado. Firmé un contrato siendo menor de edad con el sello RCA", expresó Nebbia en diálogo con Silencio, subrayando que "no existe ningún contrato legal" que lo ate a Sony, con quien asegura haber tenido contacto sólo a través de las cartas documento. "Remasterizamos el material con nuestro criterio, el de cómo grabamos esto originalmente, pasando, además, por la mesa Neve con la que grabamos aquella vez -agregó-. Estoy muy contento de celebrar este medio siglo y que los discos se puedan comprar y oír nuevamente. Creo que se le fue la mano a esta gente, un cuarto de siglo sin publicar todos los álbumes". Sony Music declinó responder las consultas de este medio sobre el tema.

Fuera de la ley. "Si Nebbia firmó el contrato y los masters pertenecen a Sony, él no puede hacer nada, por más que no los editen o hagan mal uso de ellos", aclara el abogado y productor Manuel Pizarro, que durante dos años trabajó como parte del equipo legal de Sadaic. El artículo 5 bis de la ley 11.723, que regula los derechos de autor en el país, indica que "la propiedad intelectual sobre los fonogramas corresponde a los productores o sus derechohabientes por el plazo de 70 años contados a partir del 1º de enero del año siguiente al de su publicación", por lo que vencerían en 2038. Para el letrado, probar en un juicio que quien firmó el contrato en nombre de Nebbia no era su representante legal "podría llevar años y años".

Escúchame, alúmbrame. La ley 11.723 determina que los autores retienen los derechos de "las obras" propiamente dichas, por lo que la letra y la música de canciones como "La balsa" o "Viento, dile a la lluvia" siguen en manos del cantante, habilitándolo a grabar nuevamente los discos en un proceso similar al que Divididos aseguró estar encarando hace un año. Este camino tendría una consecuencia inevitable: entrar nuevamente al estudio de grabación implicaría perder la presencia de Oscar Moro y Pappo, que participaron de las versiones originales. Con todo, la lucha de Nebbia parece tener la intención de generar un "llamado de atención" para otros artistas. "Las condiciones contractuales que los autores han estado sosteniendo con los productores fonográficos y las editoriales musicales han atentado contra las bases mismas de su condición humana. Es el momento de roer las bases del sistema de poder corporativo que viene expoliando el trabajo de la mente de los músicos y creadores argentinos", escribió Miranda Nebbia, hija de Litto, en un texto publicado en el sitio web de Melopea.