08/04/2017

Por qué fue procesado Gustavo Cordera

De incitaciones públicas y violencia colectiva.

Archivo

El juez Rodolfo Canicoba Corral decretó el "procesamiento sin prisión preventiva" de Gustavo Cordera, ordenando el embargo de sus bienes por $ 500.000, en el marco de la causa iniciada tras las declaraciones del cantante en el instituto de periodismo TEA Arte, en agosto de 2016. El magistrado, titular del Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional Federal N° 6, consideró en su fallo que el cantante realizó una "incitación pública a la violencia colectiva", uno de los "delitos contra el orden público" tipificados en el Código Penal.

Si bien el texto de la decisión aún no fue publicado por el Centro de Información Judicial -la agencia de noticias que difunde las sentencias de los tribunales federales-, el Consejo Nacional de las Mujeres aclaró en un comunicado que el músico fue considerado responsable "prima facie y por semiplena prueba", es decir, que el juez considera que hay razones para procesarlo, pero que la evidencia recogida no es concluyente en sí misma para probar el delito.

El CNM fue uno de los dos organismos públicos -junto con el Inadi- que se presentó ante la Justicia, acusándolo de "incitación a la violencia colectiva, instigación a cometer delito, apología del crimen e infracción a la ley de Actos Discriminatorios" tras conocerse las declaraciones de Cordera en una clase de la materia Introducción al Periodismo y la Información (IPI) de TEA Arte.

El músico había dicho que “hay mujeres que necesitan ser violadas para tener sexo porque son histéricas y sienten culpa por no poder tener sexo libremente” y que “es una aberración de la ley que si una pendeja de 16 años con la concha caliente quiera coger con vos, vos no te la puedas coger”, entre otras frases de similar tenor.

Para Canicoba Corral, el hecho de que el ex Bersuit hiciera esos comentarios "en una escuela de periodismo y ante la presencia de aproximadamente 35 personas que se encontraban en un aula" demuestra que “las declaraciones cuestionadas no fueron brindadas en un ámbito privado o familiar”, lo que justifica el procesamiento por el delito de incitación pública. "Frases como las brindadas por Cordera denotan la clara intención de violencia colectiva", escribió el juez, a la vez que apuntó que "posicionan a la mujer en una evidente desigualdad frente al sexo masculino, incitando a someterla a denigrantes situaciones de violencia y discriminación".

Si bien desde su entorno se le indicó a Silencio que no realizará declaraciones tras el fallo, el músico había grabado en marzo un video en el que contaba que se sentía "angustiado, acorralado y pisoteado" por la situación en la que se encuentra. Al tratarse de una sentencia de primera instancia, los abogados de Cordera podrán apelar la decisión ante la Cámara Federal para su revisión.

El viernes por la tarde, cuando se conoció el fallo, distintos especialistas en Derecho consideraron un "error" el fallo de Canicoba Corral. "No coincido en nada con lo dicho por Cordera, pero este procesamiento es un disparate jurídico, no hay delito", comentó en su cuenta de Twitter el abogado penalista Luciano Ortiz Almonacid, mientras que su par Matías Werner tildó a la sentencia de "una arista de fascismo bienpensante que utiliza mecanismos autoritarios en nombre de una causa noble".

"Reprimir opiniones para la tribuna es otra muestra de degradación de la Justicia", indicó por su parte el exdiputado y fiscal de la OEA Manuel Garrido. En tanto, la diputada nacional Teresita Villavicencio (Del Bicentenario-Tucumán) expresó su "beneplácito" por el procesamiento, haciendo mención a la declaración de repudio a los dichos del músico presentada en la Cámara Baja junto a otras dos integrantes del interbloque de Cambiemos, María Gabriela Burgos (UCR-Jujuy) y Ana Carla Carrizo (UCR-CABA).