12/09/2020

Juanchi Baleirón despide a Toots Hibbert

"Fue el James Brown de la isla".

Cecilia Salas
Toots

A los 77 años, ayer viernes murió Frederick "Toots" Hibbert, líder de Toots & The Maytals. En la Argentina, país en el que se presentó una única vez en 2016, Los Pericos fueron la banda que más se encaminó a revisitar su obra e impulsar su legado.

Tras conocer la noticia, Juanchi Baleirón repasó para Silencio los hitos que unieron a su banda con el jamaiquino, desde la influencia musical hasta la participación conjunta en un tema.

Toots Hibbert fue el artista jamaiquino que más influenció a Los Pericos, directa e indirectamente. Hemos hecho "Hacé lo que quieras", que es "Let's Get It Together", de Just Like That, un discazo. Hicimos "Monkey Man", obviamente, y El ritual de la banana tiene poco de influencia de Monkey man, algún tema de Pericos está influenciado en el beat, el ritmo, la onda, ese rock steady único. No es el rock steady de trío vocales: es uno más intermedio, más soulero, más groovero. Tiene melodías, canciones y armonías.

Toots es el James Brown de la isla. Nosotros lo conocimos en el 93, en la conferencia de prensa del Sunsplash, y después lo invitamos a cantar con nosotros en Pericos & Friends, que ya es una locura. Nos volvimos locos: nos dimos el gusto de conocerlo, saludarlo en persona, también lo vimos en vivo en Nueva York, y encima grabó con nosotros, cumplimos todo.

Cuando fuimos a registrar las canciones al comienzo, no se podía registrar temas que ya estuvieran registrados con el mismo nombre. Era una cosa medio arcaica, pero si un tema se llamaba así no podías ponerle ese título, entonces había que inventar diferentes géneros. Me acuerdo que inventamos el género "Toots" y "Toots lento": ibas a Sadaic y, si te fijás, deben estar entre los géneros como chacarera, milonga, rock and roll... y "Toots".

La grabación fue la base acá, obviamente, y se lo mandamos. Él grabó voces, variantes, le metió onda, grabó una guitarrita, todo en su estudio en Jamaica. No tuvimos mucho contacto directo, fue a través de Music Brokers, que fue la compañía productora del proyecto, y cuando llegó y lo escuchamos nos pusimos a llorar. Era muy emocionante porque además era un tema especial, sentido, melancólico, no era un tema fiestero como suelen ser los propios de él. Lo escucho al día de hoy y se me pone la piel de gallina, no puedo creer que lo tengamos a Toots cantando un tema nuestro.

El legado de él es increíble. De hecho, en el disco que sacaron hace unos años de duetos participan de Eric Clapton a Gwen Stefani de No Doubt... Todo el mundo que escuchó reggae te lo va a nombrar como un groso, entre los primeros puestos. Para nosotros estuvo en súper primerísimo primer puesto, nos marcó muchísimo. Una pena, Covid del orto.