01/12/2017

Santiago Motorizado: “No tocamos en el Luna Park porque a la Iglesia no le gusta el nombre de la banda”

El cantante y bajista de El Mató a un Policía Motorizado inauguró el living de Silencio.

Cecilia Salas
Santiago Motorizado

Santiago Motorizado fue el primer músico en pasar por el living de Silencio, para una entrevista en la que habló de la actualidad de El Mató a un Policía Motorizado, el Festilaptra de mañana (donde, por única vez, tocarán entero y en orden su reciente y celebrado disco La síntesis O’Konor), las posibilidades de que la banda se presente en un estadio cubierto y el caso Maldonado. Abajo podés revivir toda la nota.

“Nos gustaría tocar en un lugar más grande, porque está buenísimo anunciar que los shows se llenaron, pero en un punto empieza a ser incómodo para la gente”, dijo el cantante, bajista y compositor de El Mató. “Una posibilidad era Obras, que reabrió, pero ahora me lo tiraron un poco abajo porque me dijeron que hay unas restricciones de volumen nuevas por los vecinos. No hay muchas posibilidades. Está el Luna Park, que es grande… Y hay un problema con la Iglesia, que es dueña del Luna Park, a la que no le gusta mucho el nombre de la banda. Tuvimos un contacto y nos dijeron eso. Si escuchan alguna de estas canciones de amor de La síntesis O’Konor por ahí cambian de opinión”.

En otro momento de la entrevista, Santiago Motorizado se puso serio para hablar sobre la actualidad: “Sentimos que hay un desbalance tremendo en el plano de lo mediático. Hay como un monopolio de la información/desinformación que está afectando en todo sentido. Entonces, uno, que está presente en redes sociales, que sería como el medio alternativo que puede hacer una especie de contra a esta realidad, tiene que tener esa responsabilidad. Por lo menos con temas muy puntuales que son extremos, como lo fue el de Santiago Maldonado y ahora lo del pibe este (por Rafael Nahuel)… eso fue increíble. Yo quedé medio estúpido después de eso, porque se habló tanto de Santiago Maldonado, de si en la autopsia iba a haber o no una bala, y al final, ¿qué importaba si iba a haber una bala o no? Apareció un pibe con una bala en la espalda y es lo mismo para un montón de gente y para los medios. Es tremendo”.